Los niños saben sacar lo mejor de uno mismo y en muchas ocasiones, despiertan una pasión por la educación que hace que sean muchas las personas las que se dediquen a este ámbito desde un punto de vista profesional. Es el caso de Margarita del Pilar Quiroz, una alumna de la Escuela de Formadores que hizo el Curso de Auxiliar en Educación Infantil y está trabajando de lo que más le gusta: la educación de los niños.

¿Por qué has decidido dedicarte a la educación de los más pequeños de la casa?

Porque la verdad es que me gustan los niños. Creo que es un mundo totalmente diferente porque los niños son súper agradecidos, siempre son muy cariñosos… Es un trabajo en el que te dedicas 100% a ellos olvidándote de tus propios problemas. Todos los días haces cosas diferentes, todos los días tienes que crear cosas nuevas.

Desde tu punto de vista, ¿qué tipo de relación debe de haber entre padres y educadores?

Buenísima. Los padres tienen que tener confianza en el educador. Tiene que cambiar la idea que tienen algunos padres sobre que los educadores son los “enemigos” ya que tiene que haber una relación muy cordial porque el educador quiere lo mejor para el niño, al igual que los padres.

Has cursado en la Escuela para Formadores el Curso de Auxiliar en Educación Infantil ¿cómo ha sido la experiencia?

La experiencia del curso en sí ha sido buenísima. Tengo una profesora que es muy buena y aunque me ha costado mucho porque llevaba más de 20 años sin estudiar, he aprendido cosas que ni imaginaba.

¿Qué destacarías de las prácticas que realizaste?

Destacaría todo porque una cosa es lo que tú aprendes en el libro y otra la que vas aprendiendo en la práctica. En las prácticas se aprende mucho.

En la Escuela Infantil Chiquitín Alcántara en la que hiciste las prácticas, fuiste contratada para época estival y actualmente estás trabajando en un colegio público del municipio de Matalpino en Madrid, ¿hasta qué punto te está ayudando el Curso de Auxiliar en Educación Infantil para conseguir trabajo?

Muchísimo. Sé que todo depende de uno pero me ayudó bastante porque cuando decidí estudiar, necesitaba estudiar un curso corto con salidas laborales inmediatas y he acertado de pleno ¡Niños hay en todos los lados! Este curso te abre muchas puertas.

En estos momentos sigues como alumna en Grupo Aranda Formación ya que sigues formándote con el Grado Superior en Educación Infantil, ¿qué es lo más te estás gustando?

Algo que me encanta son los talleres que hacemos de manualidades. He visto que soy capaz de hacer cosas que antes ni lo imaginaba. Siempre he pensado que era muy torpe en estas cosas pero me dado cuenta que no. Los talleres me están ayudando mucho.

Para despedirnos, ¿cómo crees que tendría que ser el educador infantil ideal?

Creo que tiene que ser dinámico, cariñoso, ser cálido pero también con autoridad porque es lo que necesitan los niños.

Si te gustaría vivir la historia de Margarita y poder dedicarte a lo que realmente te gusta, no esperes más y atrévete a cambiar tu futuro ¡Visita nuestra Escuela de Formadores y elige tu camino!

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies