Publicado el 23 Febrero de 2016 a las 10:01 am, por

Muchas veces las circunstancias vitales hacen que dejemos de lado nuestra pasión pero siempre se encuentra el momento para formarnos en lo que realmente nos gusta. Hoy entrevistamos a María Antonia Postigo, una alumna del Curso de Auxiliar en Educación Infantil que está haciendo las prácticas profesionales en la Escuela Chiquitín y está contentísima ¡Nunca es tarde para dedicarse a lo que te gusta!

¿Cuándo supiste que en la rama de la educación infantil estaría tu profesión?   

Creo que lo he sabido siempre pero ha sido ahora, que estoy en desempleo, cuando he decidido hacer lo que de verdad me gusta.

¿Qué te aporta trabajar con niños que no has encontrado en otros sectores laborales?

He estado muchos años dedicándome al mundo del comercio, y no tiene nada que ver. Creo que sobre todo aporta alegría, mucha alegría. Cuando llegas, dejas apartado todo el mundo exterior. Desconectas de todo y vives el mundo infantil en que no hay problemas. Se me pasan las horas volando, es un trabajo muy agradable.

¿Cómo conociste Grupo Aranda Formación y por qué decidiste estudiar con nosotros?

Buscando en Internet encontré todas las opciones que hay para hacer el Curso de Auxiliar en Educación Infantil: online, semipresencial, presencial… Y elegí Grupo Aranda Formación primero por cercanía a mi domicilio, por los comentarios positivos que fui leyendo de personas que habían estudiado, y por todo lo que me contaron cuando fui. Todo me convenció, y no estoy para nada arrepentida.

Has cursado en la Escuela para Formadores el Curso de Auxiliar en Educación Infantil ¿cómo definirías tu experiencia?

Muy buena. La profesora es muy maja y siempre he tenido flexibilidad de horarios porque tuve que cambiar el día de clase y no me pusieron ningún impedimento. Incluso el día del examen la profesora me tranquilizó porque tenía miedo ya que hacía mucho tiempo que no estudiaba. Luego saqué muy buenas notas. La parte de prácticas muy bien gestionadas, muy contenta con todo.

¿Qué es lo que más te ha gustado del curso?

Destacaría la rapidez con la que han gestionado todo y el trato recibido cuando he tenido que llamar para preguntar alguna duda. Recuerdo mucho la explicación que me dio la profesora el primer día, animándome a estudiar y explicándome todo para que lo entendiese.

Estás haciendo las prácticas en la Escuela Chiquitín, ¿cómo definirías la experiencia?

Maravillosa, estoy contentísima. La teoría está bien pero la parte práctica es muy importante porque crees que sabes pero cuando haces el curso y realizas las prácticas, te das cuenta de todo lo que desconoces.

El poder hacer las prácticas en una aquí es un premio porque había visto cursos en los que las prácticas se hacían en aulas con los profesores, pero no en una empresa real. Lo mejor es conocer mi trabajo desde un punto de vista real. Estoy aprendiendo muchísimo en la Escuela Chiquitín y me están tratando fenomenal.

Desde tu punto de vista, ¿cómo crees que tendría que ser el educador infantil ideal?

¡Tendría que ser cómo yo! Desde mi punto de vista, el educador infantil ideal tiene que ser cariñoso, responsable, y dar especial importancia a la parte de la higiene.

Si como a María Antonia, el mundo de la educación te apasiona no te pierdas los cursos que impartimos en la Escuela para Formadores ¡un buen educador nace y se hace!